Translate

Datos personales

Mi foto
Antecedente - Instructor en el área Educación del Gobierno de la ciudad de Buenos Aires. Hoy instructor en el ámbito privado. Email - juancarlos_eagle@yahoo.com.ar - juancarloseagle@gmail.com - www.facebook.com/carpinteroencasa

martes, 26 de mayo de 2015

COMO HACER UNA SILLA - USANDO SOLO UNA HERRAMIENTA - EL DESTORNILLADOR


COMO ÚNICA HERRAMIENTA USAREMOS UN DESTORNILLADOR CON LA PUNTA AFILADA PARA HACER LAS CAJAS Y ESPIGAS. 

Se trata de una silla para niños, pero podemos utilizar el mismo diseño y método para cualquier tipo de silla o mueble.

En este caso en particular prácticamente no usaremos herramientas convencionales de carpintería, es para demostrar que se puede fabricar cualquier mueble macizo con apenas lo mínimo.


Materiales.

2 - 0,50 x 1" x 2"   Respaldo - Patas traseras

2 - 0,25 x 1" x 2"   Patas delanteras

6 - 0,25 x 1" x 2"   Listones horizontales ( bajo asiento y respaldo )

4 - 0,28 x 1" x 3"   asiento

1 - 0,21 x 1" x 3"   asiento



Pueden cambiar éstas medidas a su preferencia si quieren.

Es necesario pedir en el aserradero todas las piezas cortadas a escuadra, ya que en este proyecto van a usar sólo una sola herramienta, el destornillador.


Marcamos los listones que van a formar las cuatro patas con el respaldo. Con cualquier listón que esté a escuadra o con una escuadra de carpintero, si lo prefieren. 
Todas las varillas parejas comenzando por la parte inferior, marcamos sobre las largas donde terminan las patas cortas.





Marcamos también el ancho del listón ( 2") sobre el extremo superior de las patas delanteras copiándola en las traseras.





En las patas delanteras marcamos en la zona superior una linea a 1 cm del extremo. O sea que allí la espiga entrará en una caja que tendrá 1 cm menos de ancho. Esto se hará solamente en las patas cortas. Usaremos la mano con el lápiz como gramil para marcar.





Pasamos todas las líneas de los cantos a las caras.







Marcamos el espesor de las espigas en los cantos y en las caras, como lo muestran las imágenes.









Marcamos donde irán las cajas del respaldo.








Marcamos el largo de las espigas, (espigas largas) de los listones laterales del asiento. Si el ancho del listón es de 4 cm, la espiga será de 3 cm, y la caja con la misma profundidad.

Las que ingresan en las caras son de 2 mm menos en largo, o sea que si el espesor total del listón es de 20 mm (2 cm), la espiga debe tener 18 mm. (espigas cortas)






Luego marcamos el espesor de todas las espigas.





Observar bien todas las marcaciones, en todas las piezas, con mucha atención.





Tomamos el destornillador, previamente afilada su punta, y lo usamos como si fuera un formón. Podemos golpear con un listón pesado. Funcionará como un mazo.




Para realizar la caja debemos marcar formando un "8", y luego sacar los trozos de madera del centro hacia afuera. Ese es el método, para cualquier caja, en cualquier tamaño.







A continuación vamos a cortar las espigas como muestran las imágenes.









Para un armado organizado y prolijo, ubicamos todas las piezas sobre la mesa de trabajo, en posición, como si estuviesen en un catálogo. Esto nos ahorrará tiempo y dolores de cabeza.





Comenzamos armando la parte de atrás.









Luego la parte frontal.





Y completamos el armado de toda la silla,  uniendo la parte frontal con la trasera.





Controlamos que todo esté a escuadra, antes que seque la cola, lo que nos permitirá, ejerciendo una leve presión en las piezas, hacer el último ajuste, hasta llegar a colocar cada una en el ángulo correcto.




Nos queda armar el asiento. En este caso es macizo. Todos los 5 listones de 1" x 3", pegados por el canto, sin ningún tipo de encastre, ya que existen pegamentos con nuevas fórmulas que hacen que la adhesión sea muy fuerte.





Lijamos y redondeamos los bordes del asiento, todo con una lija de grano grueso, finalizando con grano fino. Luego lijamos el resto de la silla.









Siempre digo que utilizando maquinarias esto irá mucho mas rápido y cómodo. Que es lo que continuaré enseñándo.
En este caso quise demostrarles que todo se puede hacer, inclusive usando un simple destornillador. Cualquier mueble macizo, ya sea sillas, mesas, camas, cómodas, escaleras, etc, etc...y pueden darle un acabado de buena calidad, aunque no lo crean.


Nos vemos en la próxima !

Les mando un abrazo !