Translate

Datos personales

Mi foto
Antecedente - Instructor en el área Educación del Gobierno de la ciudad de Buenos Aires. Hoy instructor en el ámbito privado. Email - juancarlos_eagle@yahoo.com.ar - juancarloseagle@gmail.com - www.facebook.com/carpinteroencasa

miércoles, 19 de octubre de 2016

COMO HACER MANIJAS DE MADERA





FABRICAREMOS UNA MANIJA DE MADERA COMO EJEMPLO


Necesitamos los siguientes materiales.

Para la manija:

  6 Tiras de madera de pino de 1,5 mm de espesor x 30 mm de ancho x 230 mm de largo




Para el molde:

 - 1 pieza de 300 mm de largo x 150 mm de ancho x 40 mm de espesor.
- 2 varillas arroscadas de 12 mm de diámetro x 500 mm de largo
- 4 tuercas con sus arandelas para esas varillas.


Siguiendo con este molde, marcamos dos líneas haciendo cruz pasando por el centro exacto.
Luego con algo circular como un disco, una lata, o con un compás, marcamos una curva sobre la línea mas larga que sobrepase sobre  ella unos 30 mm en el centro, como se ve en la imagen abajo. 
Nos quedará una curva.



Luego haremos dos contracurvas al final de la curva mayor, con otro objeto circular o compás. Tal como se ve en la imagen.



Cortamos luego con la sierra caladora, o con una sin fin, por el centro de la línea más larga tomando también todas las curvas. Tendremos dos piezas. Una será el positivo y otra el negativo. 



Perforamos a 25 mm de los extremos de cada pieza con una mecha de 13 mm y le hacemos pasar las varillas roscadas de 12 mm.
Cada varilla deberá tener tuercas en los dos extremos con sus respectivas arandelas.




Luego de tener ya la matriz lista, preparamos las tiras, humedeciéndolas con agua.
Podemos sumergirlas en un recipiente, puede ser un frasco. Más o menos las dejaremos allí entre 15 a 20 minutos y luego dejamos escurrir por media hora, aproximadamente.




Colocamos de a una, en sus caras, cola vinílica o cola de carpintero, y las vamos superponiendo una con otra.  No debe ponerse cola en las caras que apoyarán contra la matriz. 



Colocamos en el interior de la matriz, precisamente en las paredes internas, cera o parafina. Esto es para lubricar y que no se adhiera la pieza al desmoldar.
Una vez que está el fajo de tiras dentro, procedemos a arrimar las dos partes del molde y apretamos todas las tuercas en forma pareja a la vez, lentamente, hasta llegar a cero.






Luego de 24 hs. desmoldamos la pieza , aflojando las tuercas en forma paralela y pareja, separando cada parte del molde.




Luego de lijar y redondear todos los bordes, primero con lija gruesa y luego con lija mediana tipo esmeril, cortamos el excedente en los extremos, con serrucho o con cualquier tipo de sierra eléctrica.





Terminamos de redondear y lijar los extremos, para completar la terminación de la pieza, y perforamos a más o menos 1 cm distante de las puntas con una mecha de 3 mm o 2,5 mm, sin atravesar la pieza con ella.




Por último le damos un baño de barniz, pintura, laca o lo que deseemos. Dejamos escurrir y secar por 24 hs.


Pueden ver más detalles en el vídeo.







Les mando un abrazo gigante.

Nos vemos pronto.




lunes, 10 de octubre de 2016

COMO DESAPARECER LOS NUDOS DE LA MADERA.

 ELIMINAR LIMPIAMENTE LOS NUDOS DE LA MADERA

Podemos utilizar este procedimiento con cualquier tipo de madera. Simplemente debemos seguir el paso a paso " a rajatabla".

Lo que primero debemos hacer es agujerear en el sector del nudo con una mecha que preferiblemente supere el diámetro de éste.
La profundidad no debe pasar de los 10 u 8 mm. 
Esto es para eliminar la parte dura, el nudo,  para que podamos trabajar con el resto de la fibra que es más blanda.




Una vez que tenemos la superficie sin el nudo, trazamos líneas alrededor de éste, acompañando al movimiento de la veta, para hacer una caja que tenga la misma o similar profundidad que hicimos con la mecha.



Luego que hicimos el rebaje a bajo relieve, con el formón, colocamos un papel sobre esta caja, contorneamos con la yema del dedo pulgar sobre el perímetro, para realizar una plantilla molde.



Cortamos con cutter sobre la línea impresa en el papel, colocamos esta plantilla sobre otra madera con vetas similares a la de la madera a tratar, y luego cortamos con caladora,  la hoja de la sierra debe ir bien junto a la línea, del lado de afuera.



Una vez que hemos cortado, y ajustado el espacio con la pieza a insertar, colocamos cola de carpintero en la caja en todas sus paredes internas.



Colocamos inmediatamente la pieza dentro, que debe entrar justa y con algo de presión.
Ponemos un taco de madera encima y golpeamos con firmeza para que ajuste bien.



Después de 24 hs la cola habrá secado bien.
Lijamos con energía con una lija bien gruesa, tipo esmeril, sobre la pieza que está sobresaliendo, hasta que llegue a nivel de la superficie de la madera.
Luego lijamos con una lija fina. 
Notaremos con asombro que las líneas quedan bien simuladas con el resto de las vetas, pasando a estar prácticamente desapercibidas.
Podemos usar este método con cualquier tipo y tamaño de nudos.
No se desanimen si al principio no sale. Con la práctica viene la perfección.
Les va a encantar este método revolucionario.



Pueden ver el vídeo para más detalles.
Verán dos ejemplos.





Les mando un abrazo...

Nos vemos pronto !!



sábado, 8 de octubre de 2016

COMO REPARAR O RECTIFICAR EL MARTILLO

COMO AJUSTAR LA CABEZA AL MANGO






Existen ocasiones en que la cabeza del martillo comienza a aflojarse, comúnmente por un mal acuñado o por uso excesivo y prolongado. 
Sea cual sea el motivo, debemos colocar la cabeza del martillo a su mango, lo que se denomina "encabado". En esos casos, de acuerdo a como lo hacemos, es lo que nos asegurará o no que la cabeza permanezca en su sitio.

Lo que primero debemos hacer es, si ya está floja, retirarla de su mango, con la ayuda de otro martillo, golpeando reiteradas veces,  desde abajo contra la cabeza hasta que caiga. 




Si notamos que el escalón donde descansa la cabeza está muy cerca del extremo, procedemos a correrlo para que apoye en éste más abajo, y no sobre el mango, medio centímetro más o menos, por la parte superior. 




Para ello, tomamos un serrucho de costilla y cortamos el escalón, corriéndolo, sin alterar el espesor del sector que entrará por el ojo de la cabeza. Lo ideal es que entre un poco ajustado.



Seguimos prolijando con el formón, dándole la forma bien marcada al nuevo escalón que soportará la base de la cabeza.



Luego, por el mismo sitio donde se encuentra la vieja cuña, cortamos para que ingrese la nueva, que será mas gruesa, hecha de cualquier tipo de madera dura.




Terminado de preparar el mango, agregamos cola al rededor del ojo de la cabeza. Unimos luego ambas partes, haciendo que haga tope sobre el escalón. Golpeamos con la culata del mango en forma enérgica sobre la tapa de la mesa para que se asiente bien, y controlamos que quede a escuadra.




Luego colocamos cola dentro de la ranura donde irá la cuña.




Hacemos ingresar la cuña en la ranura del extremo, y vamos golpeando sobre ésta para que ingrese con buena presión.



Se abrirá por la parte superior como una flor, lo que nos asegurará un buen tope, que sumado al tope del escalón en la parte inferior,  
nos quedará la cabeza encerrada y difícil de zafarse.



Cuando ya no ingrese más, cortamos lo que sobre de cuña, luego prolijamos y suavizamos ese punto con lija.






COMO RECTIFICAR LA CABEZA DE UN MARTILLO


Por tantos golpes trabajando, y en distintos ángulos, la punta de la cabeza del martillo se va combando. Se forman inclusive abolladuras y marcas, que en el momento de martillar hace que no se asiente bien en la cabeza del clavo, haciéndolo desviar o torcer.



Simplemente corregimos ésto pasándolo por la amoladora de mesa o banco, con la cabeza a 90 grados en relación a la piedra, hasta que desaparezca la comba y quede bien plano. 






También quitamos las rebabas de la cabeza, y biselamos esos bordes para que no queden aristas cortantes.







El martillo ya nos quedará completamente rectificado y listo para trabajar.





Les dejo aquí el vídeo sobre el tema.




Les mando un abrazo

Nos vemos pronto. 



domingo, 2 de octubre de 2016

SECRETOS Y TRUCOS DE CARPINTERÍA - Parte 4




COMO ESCONDER CLAVOS ARMANDO UN MUEBLE



Esta técnica es muy interesante. Sólo el constructor del mueble sabrá donde se encuentra ubicado el clavo en cada punto de unión de las piezas.
Aclaro que no es exclusivamente para la colocación de clavos sino también para tornillos.

Se comienza levantando una capa de aproximadamente 4 a 5 mm en el extremo de la pieza, preferiblemente con un formón, cortando a favor de la veta,  sin desprender el pedazo, simplemente separarla un par de centímetros.




Una vez separada la placa, colocamos un tornillo grueso o cualquier elemento que mantenga abierto ese sector. De manera que pueda acceder por debajo, en la superficie interna.




En forma oblicua colocamos el clavo sobre la superficie interna de la pieza hasta que la atraviese y enganche a la siguiente.




Una vez colocado el clavo, colocamos cola de carpintero,  bajamos esa pequeña plaquita y encintamos para sujetar la unión, También podemos optar por colocar prensas.

Una vez seco se lijará todo ese sector.
 Nadie fuera de tu taller podrá encontrar el clavo, ni imaginará como se ha hecho la unión.





CLAVOS QUE SE INCLINAN AL CLAVAR -
- SOLUCIÓN


Cuando encaramos un proyecto, en ocasiones nos encontramos con problemas cuando intentamos clavar clavos en una pieza de madera. Los clavos se tuercen y no sabemos porqué. 
Si observamos un tronco o tabla por el lado de su testa o cabeza, veremos una serie de anillos que nos indican el crecimiento del árbol en la época de invierno y verano. Los oscuros son de invierno, y los claros de verano.









Las oscuras son capas más duras, oportunamente nos desvían la trayectoria del clavo al ingresar. Son verdaderos escudos que impiden que el clavo lo atraviese. 

En la imagen abajo verán como se puso en forma paralela a esta capa de células de paredes más gruesas y resistentes. (anillo de invierno)
Mientras que no ocurrió lo mismo en la zona más clara, por donde se desplazó en forma holgada, capa de células con paredes mucho más delgadas. (anillo de verano).  Subrayo que me refiero a las paredes de las células que componen la fibra de la madera.



La solución a este problema está en hacer una perforación, preferentemente de un diámetro un poco menor al espesor del clavo, para romper este escudo.




El clavo de esa manera no tendrá problemas en ingresar, dándole la trayectoria que queramos según el ángulo de la perforación.




Aquí abajo les dejo el vídeo por si quieren hacer un repaso más detallado de las 4 partes de estos secretos y trucos de carpintería.





Les mando un abrazo gigante

Nos vemos en la próxima.